El uso problemático del cannabis en los EEUU ha reducido en estados donde es legal

A medida que el cannabis se ha ido legalizando en distintos estados de los EEUU, expertos han advertido acerca del incremento en trastornos por uso de cannabis (CUD, por sus siglas en inglés). Un estudio de la Mailman School of Public Health de la Universidad de Columbia, sin embargo, ha demostrado que en realidad está pasando lo contrario: El uso problemático de cannabis está en declive. Entre las razones, el estudio apunta justamente a la legalización.

Pero, ¿qué es el trastorno por uso de cannabis? Para el estudio, los investigadores se basaron en la cuarta edición del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5). Entre del CUD, se encuentran:

-Gastar mucho tiempo en obtener, usar o superar los efectos de la marihuana.

-Ser incapaz de mantener límites. 

-No ser capaz de cumplir con obligaciones importantes.

-Uso continuo a pesar de problemas persistentes sociales o interpersonales.

Los autores usaron datos de la Encuesta Nacional de Uso de Drogas y Salud entre los años de 2002 y 2016. La muestra final, que consistió en 22,651 personas, incluyó a participantes de 12 años o más, que reportaron su consumo de marihuana por al menos 300 días al año. A lo largo del período de estudio, los autores encontraron que la prevalencia del CUD se redujo en todos los grupos etarios: Una caída de 26.8 % en adolescentes entre 12 y 17, 29.7% en adultos entre 18 y 25 y un 37.5% en adultos de 26 o más años.

Entre las posibles explicaciones para los números en declive, muchas apuntan a la influencia de la legalización. “Primero, el clima de la nueva política nacional de cannabis en la que 33 estados legalizaron su uso médico y diez estados permitieron el uso recreacional del cannabis puede haber jugado un rol reduciendo el estigma y la percepción de riesgo asociada,” expresó una de las autoras del estudio, Silvia Martins, en una declaración, “En segundo lugar, la creciente legalización puede también asociarse a cambios en actitudes sociales, resultando en menores conflicto con parientes y amigos relacionados al consumo de cannabis”.

Según el estudio, “esto podría explicar reducciones en el ítem de abuso: ‘Uso continuo a pesar constantes problemas sociales e interpersonales’”.

Los investigadores estiman que un sector más saludable de la población están comenzando a usar marihuana a causa del acceso legal, lo cual podría diluir la prevalencia del abuso al cannabis, dado a que la gente está consumiendo cannabis menos potente y en menos cantidades. Además, hay menos gente con temor a admitir en una encuesta federal que utilizan marihuana frecuentemente. 

Déjanos un mensaje

Quizás puedes llamarnos por teléfono en horario de oficina, mientras tanto déjanos un mensaje

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search